¿Cómo se está comportando la cartera de crédito?

¿Cómo se está comportando la cartera de crédito?

Dinámica de Precios en la ciudad de Guatemala
Señales de desaceleración económica marcan perspectivas 2018
¿Por qué es importante la aprobación de la Ley de Interés Preferencial?

Durante los primeros meses del año la demanda de créditos al sector privado sigue deprimida. Se comporta apegado a las estimaciones del crecimiento económico previsto por las autoridades monetarias.

REDACCIÓN
REVISTA CONSTRUCCIÓN

La cartera de créditos de la banca al sector privado, durante los primeros meses del año, no muestra mayores cambios y se mantiene con una tendencia moderada y muy por debajo del crecimiento interanual previsto al cierre de 2018 por las autoridades monetarias. Además, confirma lo que diversos analistas han anticipado sobre un modesto crecimiento de la economía guatemalteca para el presente año.

Según ha informado la Superintendencia de Bancos (SIB) a Revista Construcción, a febrero la cartera de créditos, principal activo de los bancos, sociedades financieras y entidades fuera de plaza u “off shore” (53.7 por ciento de los activos), la cartera total de créditos al sector privado sumaba Q187 mil 138 millones, lo que representa un crecimiento interanual del 2.6 por ciento (versus febrero de 2017).

De acuerdo a estimaciones del Banco de Guatemala (Banguat), para 2018 se prevé que el crédito bancario se incremente entre el seis y nueve por ciento.

TASAS ESTABLES

En cuanto a las tasas de interés que las entidades bancarias aplican a la cartera de créditos en moneda nacional y extranjera, se mantienen estables, en niveles de 15.6 por ciento y 6.6 por ciento, respectivamente.

Por su parte, la cartera de créditos por tipo de moneda muestra que, el 57.3 por ciento fue otorgado en quetzales y el 42.7 por ciento en moneda extranjera (dólares de los Estados Unidos), proporciones sin variación relevantes en los últimos cinco años.

La cartera en moneda nacional, a febrero, mostró un crecimiento interanual del 2.7 por ciento, en tanto que cartera en moneda extranjera registró una variación de 2.5 por ciento, crecimiento mayor al registrado en febrero de 2017 de uno por ciento, precisa la SIB.

EL REPARTO DEL CRÉDITO

Respecto al destino de los préstamos, la cartera crediticia se concentra principalmente en el crédito empresarial y de consumo, con una participación de 65.2 por ciento y 27.6 por ciento, respectivamente.

Los préstamos otorgados al segmento empresarial, a febrero, registró un crecimiento interanual del 2.2 por ciento. Este comportamiento estuvo influenciado, principalmente, por el incremento de los créditos destinados a la construcción 9.9 por ciento; a los establecimientos financieros de 8.4 por ciento; y, a la industria manufacturera de 2.5 por ciento.

Por su parte, el crédito al consumo registró un crecimiento interanual del cuatro por ciento, menor al 11.1 por ciento de febrero del año anterior. Por consiguiente, se observa que la cartera crediticia continúa con un crecimiento moderado, el cual está en función de la demanda de crédito por parte de los segmentos empresariales y de consumo.

CONSTRUCCIÓN PUEDE DAR MÁS

A criterio de Luis Lara, gerente de Banca Empresarial del Banco Industrial (BI), el sector construcción tendría que ser el siguiente motor del crecimiento de la economía, como ya lo fue el subsector eléctrico y la telefonía, en su momento.

Considera que la banca nacional tiene capacidad para estructurar créditos y dar el financiamiento de largo plazo.

Por ahora, según la encuesta mensual del Banco de Guatemala al panel de analistas sector privado, este año, el Producto Interno Bruto registrará un crecimiento de 3.1 por ciento en 2018 y de 3.2 por ciento en 2019. En comparación con la encuesta de enero, la previsión del panel no registró variación.

Sin embargo, la perspectiva para 2019, disminuyó 0.1 puntos porcentuales (3.3 por ciento en la encuesta previa). Según el panel de expertos privados, los principales factores que podrían incidir en el ritmo de la actividad económica en 2018 son: el desempeño de la política fiscal, la trayectoria de los precios de los combustibles, la evolución del precio internacional del petróleo, la estabilidad en el nivel general de precios, los niveles de las tasas de interés, la estabilidad en el tipo de cambio nominal y el fortalecimiento del mercado interno.

 

 

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0